domingo, enero 15, 2006

Los buenos filósofos se volvieron sociólogos. Los malos, vendedores de sueños

¿Para qué estamos aquí? ¿Cual es el fin último de la existencia de la vida en este u otro planeta?
Preguntas complejas, grandes dilemas universales (aunque en realidad son dilemas un poco "naïf" sólo abordados por filósofos de la dialéctica).
Otra rama de la filosofía opta por abordar esta misma cuestión desde la negación para, así, poder llegar a una aproximación de la verdadera respuesta del sentido de la vida: ¿Para qué no estamos aquí?
Eso en el caso de que haya una verdadera respuesta dentro del subjetivismo de la modernidad, ya que es un hecho constatable que vivimos en la sociedad (señores, hablo del hemisferio norte) de las "verdades absolutas individuales". Todo el mundo tiene su verdad (eso suena a título de disco producido por Kike Santander), y es muy difícil conseguir pautas universales para seguir viviendo.
Las diferencias son demasiado grandes entre los habitantes de este planeta (incluso entre los habitantes del norte) como para hallar verdades universales en la era Internet. No vale la pena intentarlo. Los buenos filósofos se van por las ramas, cada vez bucean más en el amplio mundo de la sociología y dejan el amor a la sabiduría para "vendedores de sueños".
¿Para qué estamos aquí?


PD: No, no me he fumado nada antes de escribir esta parrafada.

3 Comments:

Anonymous mejorsolo said...

Estamos aqui porque si no estuvieramos aquí estariamos alli o alla.
La respuesta mas sencilla, estamos, porque sino estuvieramos no existiriamos.
Y siendo algo "naif" como tu dices, estamos para pagar a los bancos.

8:27 p. m.  
Blogger Fanmakimaki said...

Que risa, con lo del porro, digo. Yo cuando me pongo a mirar las estrellas y empiezo a pensar en cosas asi, pues me da vertigo. LAs verdades absolutas nop existen, anoto.

4:32 p. m.  
Blogger mago said...

P q estamos aquí?. Cada uno debe buscar el sentido a su existir. Y si no lo encuentras, disfruta de lo q tienes. Además disfrutamos de tu blog. Cada día hay algo q descubrir. Un beso,

8:56 p. m.  

Publicar un comentario

<< Home